Noticias

11 Nov 2014 Innovación, internet, internacionalización… adaptación al medio!!

Tradicionalmente se ha asociado a las empresas que innovan en productos como las organizaciones más avanzadas. Esto ha llevado a que las empresas que quieran sobrevivir en el nuevo entorno competitivo apuesten por la innovación, aún siendo consciente de los riesgos que conllevan muchas veces y de los costes que deben soportar.

Parece evidente que internet está redefiniendo los procesos y la estructura de las empresas. Gracias a internet estamos viendo grandes innovaciones tanto en productos como en servicios, en procesos, y en las estructuras de las organizaciones y también estamos viendo un gran negocio alrededor de la industria de la información.

Las empresas se enfrentan en este momento a una situación compleja y cambiante a la que tiene que adaptarse continuamente. En este proceso de adaptación, la importancia de acompañar la estrategia empresarial con las grandes posibilidades que ofrecen las tecnologías debe ir de la mano.

El afrontar un proyecto de internet es un trabajo que debe ser llevado a cabo por la empresa teniendo en cuenta toda su magnitud.

Actualmente internet es un nuevo horizonte para muchas empresas y las motivaciones que les llevan a llevar sus negocios a la red pueden ser muy variadas, desde fidelizar a clientes, vender on-line, facilitar la gestión interna, mejorar la relación con sus proveedores, mejorar el posicionamiento en el mercado, ofertar un mejor servicio al cliente… En el fondo, mejorar la competitividad del negocio.

En todo caso, sea cual sea la vocación de entrada en la red, entender el medio, su filosofía y sus condiciones es un factor clave para asumir Internet en toda su realidad. Para ello es necesaria información, conocimiento y profesionalidad dentro de la propia organización o un buen asesoramiento cualificado, para definir su Plan de entrada en la red.

La falta de planes y objetivos claros es una de las principales barreras para llevar a cabo un proyecto en internet. Para superar esta falta de planes y objetivos hay que analizar y entender las diferentes áreas del negocio sobre las que se va a extender el proyecto y así afrontarlo con las suficientes garantías de viabilidad y éxito.

Es necesario detectar cuáles son los motivos principales que hacen atractivo el proyecto. Es preciso, en la medida de lo posible, cuantificar el beneficio para el cliente o usuario y no olvidar que las promesas de potenciales beneficios deben cumplirse. De ahí que medir y evaluar los resultados del proyecto sea fundamental en todo proyecto de internet.

La empresa debe vigilar y ver cómo su competencia innova y cómo utiliza internet para generar valor a sus clientes. ¿Qué pasa en mercados más maduros como el norteamericano? ¿Y en mercados asiáticos? ¿Y en las nuevas economías emergentes? ¿Qué hace nuestra competencia en la red y fuera de ella? ¿Y las compañías que se dirigen a un público objetivo parecido al nuestro?

Internet es un medio que nos enseña cosas nuevas cada día. Estudiar el medio, el mercado, abrir los ojos y estar al día, resulta vital para salir a flote en un mercado globalizado que sigue innovando y apostando por la tecnología y que va dejando de lado a las empresas que nos son capaces de adaptarse.

Maite Zaratiegui. CEIN

Imagen: city hall © David Colon / Attribution-ShareAlike / 2014-09-18

Sin comentarios

Escribe un comentario

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Quiero recibir la newsletter y acepto el aviso legal y política de protección de datos personales